Nepal: un tercio de los bhutaneses ya ha sido reasentado
29 octubre 2010

Preparando a las comunidades para soluciones duraderas, campamento de Shanyarima, este de Nepal, (Peter Balleis SJ/JRS)
Hace ya más de 20 años que 105.000 bhutaneses de la etnia Lhotsampa huyeron de Bhután a Nepal.
Roma, 19 de octubre de 2010 – Más de 36.000 refugiados bhutaneses han sido reasentados en terceros países, según las estadísticas elaboradas recientemente por el gobierno nepalí. Esto supone un importante aumento en la cifra de reasentados en los últimos 20 meses. Desde enero de 2009, unos 28.000 refugiados bhutaneses han sido reinstalados en otras naciones.

De los reasentados, una abrumadora mayoría, 31.133, han ido a Estados Unidos, mientras que Australia y Canadá han aceptado unos 2.000 cada uno. El resto ha ido a Dinamarca, Nueva Zelanda, Noruega y Reino Unido. Otros 11.732 refugiados aceptados para el reasentamiento en otros países están a la espera de poder partir.

El 30 de septiembre, la población de los campamentos era de 75.671, una cifra menor de los 111.000 iniciales. La población refugiada bhutanesa podría reducirse a 71.000 para el próximo enero, a 55.000 a finales del año 2011 y a 39.000 para enero de 2013. En base a estas proyecciones, el JRS espera que el programa de reasentamiento continuará en 2014.

Los refugiados se han dividido en dos categorías: los favorables al reasentamiento y los que quieren ser repatriados. Según las estadísticas del 30 de septiembre de 2010, menos del 20 por ciento de la población bhutanesa refugiada en los campamentos del este de Nepal aún no ha expresado su interés por trasladarse a un tercer país. La mayoría de este grupo sigue confiando en que algún día se les permitirá regresar a su país.

Años de espera

Se espera que las próximas misiones de Australia y Estados Unidos en noviembre, y las que ya tuvieron lugar este octubre de Canadá y Holanda determinarán las fechas de partida para los que sean aceptados por estos cuatro países.

Hace ya más de 20 años que 105.000 bhutaneses de la etnia Lhotsampa huyeron de Bhután a Nepal a través de una estrecha franja que, en la India, separa los dos países. Las fuerzas de seguridad indias escoltaron a los refugiados hasta su destino. Ahora viven en siete campamentos gestionados por el ACNUR en dos distritos orientales de Nepal. Una cifra mucho menor de refugiados trata de sobrevivir en la India.

A lo largo de estos años, Nepal y Bhután han mantenido una serie de rondas de negociaciones bilaterales para resolver este asunto. En junio de 2003 se presentaron los resultados del proceso: sólo un 4 por ciento de los refugiados podía regresar incondicionalmente, mientras que un 71 por ciento lo podía hacer, pero en condiciones tan restrictivas como superar un examen de idioma o vivir en alojamientos especiales. Tras las protestas en algunos campamentos, el gobierno bhutanés, argumentando razones de seguridad, suspendió el proceso.






Press Contact Information
Mr James Stapleton
international.communications@jrs.net
+39 06 6897 7465